Sufrió pero ganó bien

Aguada sumó una nueva victoria (la 14a.), esta vez ante Bohemios por 77 a 76 y tras remontarlo en el cierre. Por Néstor Barrosa

 

Aguada logró su victoria número 14 y avanza a paso firme rumbo a la Súper Liga. Una victoria que terminó siendo más trabajosa de lo que se esperaba a priori y que mostró a Aguada con un rendimiento capicúa. Primer y último cuartos con varias imprecisiones (algunas en el cierre pudieron costarle el partido), segundo y tercer cuartos donde el equipo encontró su juego y dominó ampliamente.

 

El comienzo fue chato, mal jugado por parte de ambos y con escaso goleo. El desorden favoreció al local, que dominaba el rebote y con más ganas que juego, tomaba una ventaja inicial del entorno de los cinco puntos, que mantuvo casi todo el cuarto. Poco para destacar en el juego rojiverde (solamente cuatro puntos en los primeros cinco minutos) salvo un par de bolas de tres puntos de Demian y Pereiras que permitieron llevarse el cuarto por 16-14.

 

Tanto en el segundo como en el tercer cuarto la cosa mejoró, el equipo mostró parte de su identidad de juego tanto en defensa como en ataque y comenzó a dominar trámite y score. Curtis y Demian volvieron a entenderse a la perfección en el pick and roll y desde esa sociedad aportaron muchos puntos, Feeley volvió a ser clave tanto posteándose como abriéndose para encontrar tiros de media distancia, Bavosi y García volvieron a conformar una doble base con buena lectura de juego y Fede Pereiras, además de su habitual gran trabajo defensivo, también se sumó al goleo. Las diferencias a favor de Aguada rondaron los diez puntos en el segundo cuarto y los quince en el tercero y, las pocas veces que Bohemios encontraba rachas que lo hacían acercarse, fueron de la mano de Agustín Da Costa que lo mantuvo en partido.

 

Los diez minutos finales comenzaron con ventaja de seis (58-52) para Aguada, pero esta fue rápidamente absorbida por Bohemios que colocó un 8-0 en los primeros dos minutos para pasar al frente. Kelley, Trelles y Perdomo tomaron el liderazgo en el rival y comenzaron a dañar, mientras que en Aguada se veía algo de Feeley pero no mucho más. El equipo había perdido el tono defensivo y Bohemios lo aprovechó para continuar abriendo ventaja, que llegó a ser de 9 (75-66) a falta de dos minutos y fracción. En el remate del juego aparecieron las dos grandes figuras rojiverdes en la noche. Demian Álvarez asumió el liderazgo y generó rompimientos tanto para anotar como para asistir a sus compañeros, Feeley continuó posteándose y resolviendo bien las situaciones que se le generaron y con un rápido 9-0, llegaron igualados en 75 a los últimos 20 segundos. Posesión para Bohemios y foul sobre Kelley que embocó el primero y erró el segundo; rebote para Aguada, corrida de cancha de Pereiras que penetró pero erró la bandeja y cachetazo de Feeley para corregir y poner el 77-76 para Aguada a falta de un 1.1 segundos.

 

En el cierre, luego de alguna situación confusa iniciada por la reacción de Trelles ante un hincha aguatero, Bohemios intentó un lanzamiento después de un saque largo, pero este fue neutralizado por una gran tapa de Nahuel Santos y la victoria fue de Aguada.

 

Andrew Feeley con 21 puntos fue el goleador, secundado por Demian Álvarez con 20 unidades más diez asistencias y Dwayne Curtis con 16 puntos y 11 rebotes.