Continúa en racha

Pese a no haber jugado un gran partido, Aguada fue más que su rival, se impuso con claridad y sumó su quinta victoria consecutiva que lo deja en la puerta de la clasificación a Playoffs. Por Néstor Barrosa.

Cifras de 81 a 67 tuvo la victoria de Aguada ante Welcome, en un partido que de arranque comenzó muy favorable al rojiverde. El equipo inició el juego agresivo en defensa, inteligente en ataque y rápidamente comenzó a tomar ventajas. La dupla Davis/Glenn marcó el desequilibrio inicial con el perimetral anotando pero también asistiendo al interno, que aprovechaba la ventaja física y dominaba la pintura. La agresividad en primera línea y el dominio del rebote defensivo, le permitieron a Aguada limitar al ataque rival y correr la cancha. Era más el aguatero, que se llevó el primer cuarto por 26 a 11.

Para el segundo cuarto el escenario cambió. El equipo inconscientemente aflojó y perdió intensidad defensiva. Sumado a un muy buen ingreso de Martín Trelles que abrió la defensa en base a triples, comenzaron a aparecer goles en la visita y la ventaja comenzó a acortarse. Con el rival en plena reacción, el equipo pasaba más nervioso al ataque y por momentos equivocaba procedimientos. Primaban los impulsos individuales por sobre el juego colectivo del primer cuarto y Welcome se ponía en partido. A falta de dos minutos para el cierre y con triple de De Gouveia, la visita se ponía a dos puntos, pero un rápido triple de Taboada (el segundo en el cuarto) permitía recuperar el aire. Otro triple de Izaguirre, más un robo defensivo de Rodríguez que originó una antideportiva y la descalificación de De Gouveia, frenaron la reacción welcomense y permitieron que Aguada se llevara el primer cuarto por diez puntos, 45-35.

El segundo tiempo fue de mantenimiento y con parciales parejos. Welcome intentó echar el resto con Varela como principal referente ofensivo, pero la diferencia de planteles se hizo notar. Sin brillar desde lo colectivo, Aguada dominaba el juego, encontraba el gol con más facilidad y controlaba la diferencia, que terminó siendo de 13 (69-56) al cierre del tercer periodo.

El cuarto final fue el más flojo de la noche y dejó poco para destacar. Con el resultado definido, un calor agobiante, la cancha permanentemente mojada, la rotación de planteles, los jugadores cuidando sus físicos, etc., los diez minutos finales fueron basquetbolísticamente pobres, deslucidos y únicamente para cumplir. La ventaja de Aguada osciló en los 12-17 puntos y terminó siendo de 14.

El goleador aguatero una vez más fue Dwayne Davis con 21 puntos, secundado por Ricardo Glenn con 16 (más 18 rebotes), Demian Álvarez con 13 y Andrew Feeley con 10.

El próximo partido para Aguada será el próximo jueves en el Estadio Propio, cuando a las 21:00hs reciba a Malvín.