Victoria categórica, la cuarta

Nueva victoria aguatera, la cuarta, esta vez ante Sayago por 93 a 75 y volviendo a demostrar algunas mejorías tanto individual como colectivamente. Por Néstor Barrosa

Nuevamente en cancha de Sayago, esta vez ante el local, Aguada llegaba al partido como amplio favorito y ratificó su condición desde el comienzo mismo del juego. Con un muy buen inicio defensivo que dominó al ataque rival y con una sobria conducción de Bavosi, Aguada comenzaba a lastimar ofensivamente por varias vías y a diferencias amplias desde el vamos. Ricardo Glenn fue bien asistido y marcó diferencias en la pintura, Izaguirre volvió a estar efectivo en sus lanzamientos y Davis comenzó a dar muestras de que estaba en una gran noche, tanto desde el tiro exterior como en lo que es su principal virtud, el uno contra uno. Ventaja de 26 a 15 al cierre del primer cuarto y superioridad total ante un Sayago que mostraba dificultades para atacar y solo encontraba anotar por la vía de Crews y Giano.

Nada cambió en el segundo cuarto. Aguada continuó defendiendo con intensidad y neutralizando las vías de gol de Sayago y, como siempre en el rojiverde, a partir de una buena defensa crece la confianza al pasar al ataque y las cosas fluyen. Feeley volvió a ser inteligente en la generación de ventajas, Glenn siguió lastimando en el poste bajo cuando fue asistido, Demian (a diferencia del partido anterior) tuvo un buen ingreso y Davis seguía participativo y desnivelante. El extranjero Crews seguía siendo quien tiraba del carro en el local, pero el resto del equipo no estaba a la altura del juego aguatero, lo que hizo que Aguada se fuera al descanso largo con ventaja de 19 (53-34) y sensación de partido prácticamente liquidado.

En el comienzo del segundo tiempo, de la mano de Feeley y Davis como baluartes ofensivos, Aguada tomó la máxima de 22 (56-34) y cayó en un afloje casi natural. Con el juego entreverado y algo deslucido -tanto en hubo un pasaje de más de tres minutos sin que anotaran- Sayago se sintió un poco más cómodo e intentó acortar ventajas, pero el tercer periodo terminó con renta de 15 para Aguada (66-51).

En los 10 minutos finales y con Crews, Williams y Verrone como principales figuras, Sayago intentó echar el resto y acortar ventajas, pero Aguada siempre encontró soluciones para mantenerse a distancia y controlar el trámite hasta el final. Davis, con corridas, penetraciones y efectivo desde la línea de libres terminó de redondear una noche ofensiva fantástica, Glenn y Feeley siguieron siendo dominantes en el juego interno y Demian, cuando hubo que cerrar el juego no falló.

Victoria final con ventaja de 18 puntos para Aguada (93-75) y varias cosas positivas para destacar. El equipo se pasó la bola como no lo había hecho hasta ahora en el campeonato (28 asistencias); Glenn continúa firme y dominante en el juego interno y el entendimiento con Feeley e Izaguirre se nota cada vez más; Bavosi se afianza en su juego de conducción y comienza a funcionar la doble base con Taboada cuando las situaciones de juego lo ameritan; el funcionamiento defensivo colectivo de a poco se va mostrando más aceitado; Dwayne Davis se muestra cada vez más insertado al medio y al equipo, comenzando a parecerse al Davis de Instituto que el club fue a buscar.

En materia estadística, destacar los 71 puntos combinados de los tres foráneos (33 Davis, 20 Feeley, 18 Glenn) y las 28 asistencias colectivas (Davis 7, Bavosi 6, Pereiras/Glenn 4).